Juana Domingo, una madre guatemalteca residente de Homestead, Florida; está pidiendo ayuda a la comunidad para pagar los gastos fúnebres de su hija de 16 años, Estella Pérez, quien murió a causa del coronavirus el pasado 29 de julio.

De acuerdo con su familia, Estella padecía de presión alta, diabetes y sufría de una condición que le mantenía las dos piernas paralizadas, lo que la hacía más vulnerable al covid-19.

Según su madre, cuando la joven se enteró de su diagnóstico, de inmediato temió lo peor. La madre cuenta que trató de tranquilizarla diciendo que todo iba a salir bien, pero al final su cuerpo sucumbió a este mortal virus.

Fue el pasado 5 de julio cuando una ambulancia llevó a la menor al hospital de niños Nicklaus en donde fue entubada y su situación fue empeorando.

Estella Pérez falleció el 29 de julio en Homestead, Florida

La joven nació en Miami y también tenía nacionalidad guatemalteca. Vivía con su madre, quien dejó su trabajo para atender a su hija cuando se infectó con el coronavirus. Su padre fue deportado hace 10 años.

De acuerdo con el Departamento de Salud de Florida, 7 menores han muerto a causa de complicaciones relacionadas con el covid-19 en Florida.

Juana, quien ahora debe velar por sus otros dos hijos, quiere trasladar el cuerpo de su pequeña a Guatemala, pero no tiene los fondos. Si desea ayudar puede hacerlo en este enlace: https://www.gofundme.com/f/estella-perez-domingo

En el Sur de Florida reside una gran comunidad de inmigrantes guatemaltecos que se dedican a la agricultura, muchos de ellos son originarios de Huehuetenango.

Síguenos