Amanda Morales, la madre guatemalteca, refugiada en una iglesia en Manhattan recibió un permiso temporal para quedarse en el país.

Así lo anunció el Servicio de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos (ICE por sus siglas en inglés).

“Es un crimen separar a familias” expresó Ydanis Rodriguez, concejal demócrata de Nueva York, quién hizo el anunció a los medios de comunicación al salir de las oficinas de la agencia de inmigración en la ciudad de Manhattan.

Conferencia de prensa de activistas en apoyo a Amanda Morales.

El permiso temporal es de 90 días, posterior a ese plazo, Morales deberá acudir a una cita con las autoridades de inmigración.

El abogado de la guatemalteca, Geoff Kagan, alega que Amanda y su familia han recibido amenazas de muerte por parte de grupos de pandillas en Guatemala.

Pese al permiso obtenido, Amanda continuará en el interior de la iglesia Holyrood en el barrio de Washington Heights con sus tres hijos, hasta que su caso reciba una sentencia final.

Antecedentes

Amanda Morales, está refugiada en la iglesia Holyrood en Manhattan, desde el pasado 17 de agosto, evitando que las autoridades de inmigración ejecuten la orden de deportación que tienen pendiente desde la semana pasada.

La madre de familia está solicitando que reabran su caso para poder pelear por un alivio migratorio y así quedarse en el país con sus hijos Dulce, de 10 años, Daniela, de 7 y David, de 2, todos nacidos en Estados Unidos.

 

 

 

SHARE