A partir del próximo lunes a las 12:01 a.m. entra en vigor el toque de queda que obliga a las personas a permanecer en sus vivienda desde la medianoche hasta las 5 am y podría ampliarse hasta el 31 de enero 2021.

El gobernador de Virginia, Ralph Northam, anunció este jueves que establecería una “orden de quedarse en casa modificada”, que incluye un toque de queda y el endurecimiento de algunas de las medidas de bioseguridad para frenar la propagación de COVID-19 en el estado. 

La orden tendrá excepciones para las personas que estén saliendo del trabajo, en camino a su casa o que estén buscando atención médica.

El uso de mascarillas faciales será obligatorio en lugares públicos en el estado y las reuniones sociales estarán limitadas a 10 persona.

Los restaurantes y otros establecimientos no podrán vender alcohol después de las 10 p.m. 

“No necesitas estar fuera. Te pedimos que te quedes en casa”, dijo el gobernador, Ralph Northam.

Maryland también considera más restricciones

El ejecutivo de Montgomery Marc Elrich ha propuesto el cierre de los espacios interiores de los restaurantes en el condado ante un repunte en los casos de COVID-19 registrados en el área. 

Bajo la nueva orden ejecutiva, que entraría en efecto el próximo martes, los establecimientos de comida podrían seguir recibiendo a clientes en patios y otros espacios exteriores y ofrecer servicio para llevar y de entrega a domicilio. 

El gobernador de Maryland comentó estar preocupado debido a que las hospitalizaciones han aumentado considerablemete en las últimas dos semanas y advirtió que todo apunta a que estas alcanzarían un número récord en los próximos días.